Blog Archive

Monday, May 30, 2016

Expediente "TT" equis

Bueno, ha llegado el momento. El TT de la Isla de Man echa a andar mañana y yo estoy tomando el sol del desierto al sur de España. Una situación cuando menos diferente a la que he tenido en los últimos años, sin contar los del accidente, por supuesto. El caso es que, aunque el objetivo mío para este año era volver a subirme la moto y hacerlo en una carrera que me gusta tanto como la North West 200, quedaba la posibilidad de poder hacer también el TT de la Isla de Man y cerrar completamente ese pasado oscuro de estos últimos 3 años tras el accidente. Como muchos me han preguntado qué porqué no voy a la Isla de Man y otros se han dado cuenta que estoy inscrito y aparezco formalmente en el programa del evento de este año pero no estoy allí, intentaré brevemente explicar la situación. Todo empezó con una conversación con el organizador del TT de la Isla de Man en la que acordamos hacer una vuelta a las carreras comedida en la cual pondría en pista mi super twin y ellos se encargarían de encontrarme asiento en una moto eléctrica para el TT Zero, sugiriéndome que en principio me pusiese en contacto con la federación para conocer de primera mano cómo estaba mi situación en este aspecto para poder volver a la Isla de Man. Aproximadamente en febrero fue cuando solicité la renovación de mi licencia británica para rehabilitarla de cara a mí vuelta a las carreras en 2016, pase la pertinente revisión médica y me fue concedida la autorización para obtener la nacional e internacional FIM. Para correr en la Isla de Man se requiere, además, una licencia de la Montaña especial para la cual hay que justificar el haber estado compitiendo en los meses anteriores a la prueba. Como lógicamente he venido de la lesión que todos conocéis, no he estado compitiendo pero sí que preparé un programa de intensificación de mis entrenamientos durante todo el principio de año lo que, unido a mi participación en la North West 200 debía the haber sido más que suficiente para que mi caso entrara en las excepciones que la propia normativa de la licencia de la montaña reserva a pilotos en activo que vuelven a la competición tras haber sufrido algún accidente, situación de la que otros pilotos en el pasado se han beneficiado, con lógica. Una cosa es no estar compitiendo porque no quieres y solo pretendes hacer ese tipo de carreras únicas para las cuales, entonces, puede ser que no estés física y mentalmente preparado, y otra bien diferente es haber estado lesionado precisamente por jugarte el tipo al máximo intentando conseguir resultados en estas carreras. En fin, el hecho es que yo realicé el escrito al Comité de la Federación adjuntando las pruebas y explicando el proceso de entrenamiento así como el calendario de participación en cuatro carreras de la North West 200 antes de ir a Man, todo como me pidieron y me sugirieron que lo hiciera. A lo cual me contestaron que en principio no debería de haber ningún problema y que cuando se reuniera este comité de licencias del TT me informarían. Dos meses después y a un mes vista de la carrera de la Isla volví a ponerme en contacto con ellos y me dijeron en la Federación que toda la información estaba remitida al comité y que tan pronto se reunieran me dirían algo. Al mismo tiempo, a ese mes vista de mi carrera de vuelta a la competición en Irlanda, me iba dando cuenta de que el presupuesto no era capaz ni de medianamente conseguirlo, no sólo ya para participar en la Northwest sino mucho menos para poder ir a Man, con lo cual, mis deseos se desvanecían a pesar, e independientemente, de lo que ocurriera con la licencia de la montaña. Pero sigo contando el caso, porque ese último detalle que doy al final del párrafo anterior es simplemente una información personal que por supuesto en su momento quién fuera responsable de emitir esa licencia o de mover el caso hacia delante no conocían ni tenían por qué. Pasó el mes y nadie se puso en contacto conmigo para comunicarme ningún tipo de resolución excepto la secretaria de la Federación que me llamó hace un par de días para que le confirmará mi baja de la inscripción del TT de la Isla de Man 2016, a lo cual ella misma se sorprendía por el hecho de que el Comité no me hubiera dado respuesta a la solicitud para obtener la licencia de la montaña. Lo cierto es que el último día de carreras en la North West 200 definitivamente dije adiós a cualquier posibilidad de bajar a Man ya que ese día era el último momento en el cual remotamente podría haber conseguido que alguien me llevara la moto a la Isla de entre los equipos que había allí en Irlanda y que la mayoría bajarían a Man. Ha sido un episodio que ahora veo como una curiosidad ya que, repito, la isla no era mi objetivo principal para esta vuelta, ni mucho menos, sin mencionar las otras dificultades que antes describía, pero sí que da una perspectiva de lo complejo de correr en este tipo de carreras y también del incomprensible desinterés que han tenido, en general, la federación inglesa y el organizador en que el caso saliera adelante. Que cada uno saque sus conclusiones que yo nada más consiga traerme mi moto de UK me pondré a trabajar en la Northwest 200 2017, qué de sueños se vive, y qué Mulder y Scully descifren el entuerto porque yo, la verdad, no le encuentro sentido en el mundo real.





Wednesday, May 11, 2016

El día en el que volví a competir

Y el día llegó. El 2 de junio de 2013 murió una parte de mí que llevaba conmigo desde que tengo uso de razón. El 10 de mayo de 2016, tres años después, el sueño vuelve a cobrar vida. Y es qué, ¿Qué sería de la vida si no pudiéramos soñar despiertos y tener ilusiones de cosas por hacer?

Maurice Montgomery Photograpy

Ayer me volví a subir en una moto de carreras en una competición internacional. Ayer volví a reinventarme y renacer de mis cenizas, de donde yo creía que no quedaba rescoldo alguno.

No soy ni mi sombra, como diría mi madre, no tengo la forma ni la capacidad física que tenía antes, y mi mente, que es la única que quedó intacta en lo más profundo, lleva tres años sin procesar los complejos algoritmos de la alta velocidad. Pero da igual, el solo hecho de haber vuelto supera en beneficio cualquier posibilidad que haya perdido de ser tan efectivo como antaño, ahora ya no se trataba de eso.

10 de mayo de 2016

El día amaneció soleado, como si alguien por ahí arriba hubiese dicho que hoy tenía que ser así para endulzarme un poco el mal sabor de tantos y tantos días negros y grises que tenido en los últimos tres años. Ya en pie a las 7:00 de la mañana, aquí las verificaciones empiezan a las 7:30, empecé el trasiego de caminar hacia las verificaciones esperar allí con la moto, aunque mi amigo John Shearer me ayudó mucho a esperar la cola, ponerme el mono para verificar, ya que ahora no se puede llevar metido en una bolsa si lo que tienes que llevarlo puesto, y finalmente, llego el momento de pasar la verificación con la nueva super Twin que preparado la cual no tenía muy claro que fuera a rodar y la permitieran salir a pista.

Una vez terminado todo y desayunado algo, fue ponerme el mono y dirigirme con todos los bártulos a los pequeños boxes que tenemos algunos de los pilotos en la misma parrilla de salida. La moto de super sport iba ser la primera que iba a pilotar y el mecánico ya la arrancaba y calentaba para salir a pista.

La moto es una Kawasaki 600 que ya tiene algunos años de vida y que se siente un poco ya usada pero que en general está funcionando bien. Le he tenido que hacer mis pequeñas adaptaciones para llevar un asiento un poco más alto y bajar algo la estribera derecha para ir lo más cómodo posible con la pierna, cosa que he conseguido. La moto ha corrido siempre el circuito corto y cuando la compró este equipo que la tiene ahora la iba a utilizar el dueño del mismo pero al final no se encontró cómodo en una prueba que hizo y la mantenido prácticamente parada hasta ahora. Así es que la moto no estaba totalmente adaptada a las carreras de carretera y rápidamente me di cuenta de ello al tantearla en el Paddock y ver que la suspensiones me parecían bastante duras así como me percataba de que la moto no tenía una pantalla suficientemente alta.

Con todo y con eso, además de no llevar cambio rápido ya que yo utilizo el sistema de cambio de primera hacia abajo tipo carretera y ellos se sensor de cambio que tenían era para el cambio invertido que comúnmente se utiliza en carreras, salir a pista. Lo primero que me sorprendió fue la potencia de la moto, ya que es bastante parecida a la de una moto estándar pero a mí me pareció como si fuera un misil ya que en estos tres años, aparte de las salidas en circuito corto, no había hecho todavía ninguna prueba de carretera y mi mente no estaba hecha a la super velocidad que se alcanza aquí la estrategia que quería llevar era la de hacer todas las vueltas posibles para intentar clasificarme en este primer entreno y ya luego me centraría el jueves en intentar hacer los cambios que mejoren el comportamiento de la moto que se adapte más a mi estilo de conducción.

A pesar del cansancio, conseguí coger un ritmo aceptable y fui mejorando mis referencias en las frenadas, qué es lo que peor estado haciendo en el entreno de ayer, ya que es difícil después de tres años acordarte de los puntos de frenada cuando llegas a ellos a 280 km/h en una carretera llena de baches. Además, el que la moto no llevar a ningún tipo de cúpula doble hacía que mi cabeza fuera completamente golpeada por el viento con lo cual me dificultaba mucho el llegar relajado y con la correcta visión a la frenadas. De todas formas, lo fantástico y bueno de esta sesión fue, como podéis imaginar, que volvía a estar metido en una de las carreras internacionales más importantes del planeta. Éste circuito es absolutamente fantástico Y para cualquier piloto que le guste la velocidad es un disfrute maravilloso, 14 km y medio de rectas y curvas rapidísimas las que disfrutar de la velocidad y de las motos de carreras. Absolutamente un cielo terrenal.

Hoy espero mejorar el tacto de las suspensiones tan duras, ajustar el desarrollo que iba muy largo y prácticamente no necesitaba meter la sexta nunca, y adaptarle algún tipo de doble cúpula que me permita acoplarme correctamente y descargar la presión en las cervicales. igualmente, voy a ver si busco por el Paddock alguien que me pueda prestar un sensor de cambio tipo push que necesito para poder activar el mismo en la moto y ganar algunas décimas en cada aceleración.

Sobre los neumáticos, decir que en esta moto utilizo Pirelli ya que el equipo tiene un acuerdo para utilizar los que van desechando en el equipo oficial de Alister Sealey, así que espero que no los haya machacado mucho hoy consiguiendo la pole. Según un mecánico de su equipo, que ha realizado también el motor de esta Kawasaki que yo llevo en 600, la moto de Sealey puede estar dando entre 12 y 15 caballos más que la mía, lo cual es más o menos lo esperado.

Maurice Montgomery Photograpy

The dream awakens

La super Twin es un proyecto totalmente nuevo que he realizado, como sabéis muchos, en mi propio taller y en un tiempo récord. Es una moto que no ha pisado una pista antes de haberlo hecho ayer en la norueste 200, así que, a ver conseguido completar tres o cuatro vueltas sin grandes problemas has sido todo un reto porque hablamos de unas condiciones extremas en cuanto a todos los aspectos mecánicos que te puedas imaginar.

Con 80 caballos que le he sacado en el banco, hay que recordar que por ejemplo Dean Harrison me dijo ayer que a la suya le han sacado ya 98 y que la de mi amigo David Madsen Mygdal le han sacado ayer una gráfica en el banco de pruebas del Paddock en la cual le han medido 92 caballos, pues estaba claro que de comienzo serían muchos los que me fulminarían en la recta aunque era lo de menos porque yo salí simplemente a ver cómo reaccionaba una moto que ni siquiera me había subido en ella ni una vez antes de salir aquí a pista. Y no lo hacía nada mal, para ser un proyecto totalmente artesanal y sin probar la moto, más o menos se defendía, aunque tenía problemas claros que había que solucionar. Al final de esta entrada os dejo las velocidades punta de la clase súpertwin ( en millas por hora, ya sabéis) para que veáis las diferencias y los aviones que se gastan por aquí.

Así que, después de terminar los entrenamientos y estar prácticamente en una nube por el hecho de haber vuelto a correr aunque bastante dolorido del esfuerzo de hacer las dos tandas prácticamente sin parar y con el lógico desentrenamiento que noto en mi cuerpo tras la larga ausencia, me puse de inmediato a trabajar en solucionar Los problemas de la super Twin para ver si el jueves soy capaz de rodar sin ellos y mejorar mis tiempos. hay varios campos de batalla abiertos ya que la moto tiene pequeños defectos por varios sitios. Empezando por las suspensiones, las cuales dejé de serie ya que, aunque eran bastante blanditas, pensé que al quitarle el peso de todo lo superfluo para las carreras, la moto se quedaría con un balance de suspensiones todavía hablando pero correcto para las carreteras. Me equivoqué, a que se han mostrado todavía muy blandas y la tremenda presión que se ejerce sobre ella robando al límite en las frenadas y abriendo gas hace que segunda muchísimo la moto con lo cual empecé, nada más salir, a rozar toda la quilla de la moto en las curvas a derechas con lo cual tenía que prácticamente no tumbar para no destrozar la quilla lo cual sería un desastre porque no tengo ningún recambio.

Para solucionar esto, ayer le cambié el aceite a la horquilla delantera con lo cual he ganado bastante en hidráulico y estoy esperando a ver si me pueden traer de España un amortiguador de BMW s1000 RR que tengo en mi garaje y que quizás podría adaptarlo, cosa que no hice anteriormente por la citada cuestión de que pensaba que iría bien y básicamente por la falta de tiempo con la que prepare la moto. El desarrollo que le puse a la moto también me di cuenta ayer de que se quedaba larguísimo ya que era imposible ponerle la sexta velocidad ya que no era capaz de acabar la quinta, con lo cual ayer también le cambie el desarrollo buscando un piñón, que para este motor no es fácil en el Paddock, Y cambiando también la corona trasera con lo cual me metí en la complicación de que se me quedó muy larga la cadena y tuve que montar un circo para acortarla y ponerle un enlace nuevo, hay que recordar que aquí estoy con una maleta de herramientas de lo más simple del mundo y prácticamente sin mesa y sin nada para trabajar.

Otro problema que quiero intentar solucionar es que el silencioso de escape tiene una curva final que lo acerca demasiado a la bota y no me permite colocar el pie derecho de manera correcta, así que a ver si con el mismo amortiguador de España me puede venir un segundo escape que hice y que también dejé en mi garaje porque, en este caso, con las prisas al hacer la caja ya que tenía la agencia en la puerta de la casa, se me olvidó meterlo en la misma. Otro problema que me preocupa bastante es que la moto parece coger demasiada temperatura. Igualmente, como el motor lleva muy poquita preparación y aquí se rueda a tanta velocidad, pensé que el radiador original no tendría problemas para mantener una temperatura aceptable, pero ayer en la tercera o cuarta vuelta me di cuenta de que poco a poco y va escalando desde los 92 hasta los 98° que llego a ponerse y a los cuales tuve que empezar a cerrar un poco el gas para que refrigerara. Tengo un par de ideas para hacerle hoy a ese sistema a ver si puedo mejorarlo mediante una apertura parcial del termostato y también intentando hacerle una canalización más directa del aire de entrada utilizando algún bote de plástico que pueda encontrar por ahí.

Una de las placas que va puesta en el lateral del tanque salió volando en una frenada en Metropole aunque el Marshall fue muy amable que me lo trajo al terminar el entreno y voy a ver si lo adapto un poco mejor para que no vuelva a suceder.

Más cosas pequeñas, bueno hay multitud de ellas, pero por ejemplo nombraré aquí que tuve que rehacer la altura a la que estaba montado el guardabarros delantero ya que lo ajuste en su momento con el neumático de agua montado y al montar el de seco, que es más alto, tocaba en el propio guardabarros. Otra historia es que quiero montar unas bujías que tengo un poco más frías pero las cuales vienen con la punta superior para un tipo de capuchón grande mientras esta moto tiene el de tipo pequeño pero lo que anteriormente era una tuerca en las bujías que lo aflojabas y lo quitabas ahora viene soldado y pues tuve que buscar la manera de rebajarlo para que entre correctamente en su alojamiento sin romper la bujía ni calentarla en exceso, cosas que en un taller, o en mi taller mismo, se realizan no sin poco trabajo, pero que aquí en el Paddock sin absolutamente ninguna herramienta hay que imaginar mucho y tener mucho de ese Maegyver del que a veces hago alarde. Aunque sé que vienen españoles a estos últimos días de carrera y se me han ofrecido para ayudarme, por desgracia cuando más me hubieran hecho falta habría sido en todos estos días que llevo aquí desde el domingo por qué no os podéis ni imaginar la cantidad inhumana de horas que llevo arreglando y ajustando cosas... Qué pena ser pobre, pero en fin, qué suerte tengo de poder vivirlo por muy duro que sea.

Maurice Montgomery Photograpy

En fin, son las 9:00 de la mañana aquí en Irlanda y me he levantado con el cuerpo bastante destrozado de la paliza de ayer entre rodar en pista y luego toda la tarde reparar la moto, pero tiro de nuevo para el Paddock ya que necesito terminarla a tiempo y son todavía muchos detalles los que quedan por hacer. Un saludo a todos y gracias por leer este artículo.

Antonio Maeso

Fotos Maurice Montgomery photography

 

Aquí la entrevista que me hicieron en la bbc http://www.bbc.co.uk/sport/northern-ireland/36257713

 

Tuesday, May 3, 2016

Presentación oficial colores 2016

Las pasadas navidades se estrenaba un nuevo episodio de la saga de la guerra de las galaxias cuyo título llamó mi atención..."La fuerza se despierta"   Rápidamente encontré una fuerte analogía entre la  'fuerza' y la de voluntad que he tenido que atesorar para salir adelante y el despertar con el del sueño que con mi vuelta a las carreras ocurre en lo referente a poder ganar algún día un TT de la Isla de Man.
Así pues que me encantó la metáfora y decidí llamar a mi regreso los 'El Sueño de Despierta'
Sin duda uno de los atractivos de la nueva película ha sido en nuevo druida BB8. Significa una revolución y salto al futuro respecto al anterior y de nuevo en él veía como el nuevo Maeso se veía identificado. Más en lo psíquico que en lo físico, ya no soy el mismo y lo acontecido estos años ha hecho que, para bien o para mal, haya sufrido un profundo cambio, como el nuevo droide de Star Wars.
La fuerza del lado brillante de la misma se despertó en algún lugar de la galaxia...  Y de mi mente.
Aquí tienes el reflejo de The Dream Awakens.




La idea de crear una nueva nave espacial encajaba con el tema de la película y así lo reflejo en mi moto para 2016 como lo ha hecho Sergio (bullbock2001@gmail.com bullbock.es) en el casco de inspiración BB8. En él se puede leer una inscripción que dice;
'MA34 Reconstruido de los restos del viejo R2D2 después de la guerra 'La montaña contraataca'

Vídeo in English here

Loading...